Visita las obras del proyecto:  Inscríbete aquí

Obras civiles de la nueva torre de control y segunda pista del aeropuerto Jorge Chávez están culminadas

  • En sobrevuelo por las 900 hectáreas del aeropuerto se pudo divisar la nueva pista de aterrizaje que tiene 3,480 metros, así como la nueva torre de control, infraestructura que entrará en operación en enero de 2023.
  • El nuevo terminal de pasajeros tiene un 12% de avance. Tendrá 5 pisos, el sótano está casi culminado y son parte de las obras orientadas a la puesta de operación de dicho terminal único en enero de 2025.

Lima, 10 de agosto de 2022.- 900 hectáreas de terreno equivalente al distrito de Miraflores, son parte del espacio que tiene hoy el Aeropuerto Internacional Jorge Chávez (AIJCH), operado por Lima Airport Partners (LAP). El día de hoy a bordo de un helicóptero se sobrevoló el terreno a fin de apreciar las obras civiles terminadas de la nueva torre de control, la segunda pista de aterrizaje, así como los avances en la construcción del nuevo terminal de pasajeros.

Tanto la nueva torre de control, como la segunda pista de aterrizaje que conforman el proyecto de ampliación del primer terminal aéreo del país, ya se encuentran concluidas al 100% en sus obras civiles. En cuanto al nuevo terminal de pasajeros, que recibirá vuelos nacionales e internacionales, se encuentra en un 12% de avance. En este proceso de construcción, se espera que para setiembre próximo lleguen al Perú los aisladores antisísmicos, convirtiéndonos en el primer terminal con elementos estructurales de este tipo en Sudamérica.

Luego del 2025 existen planes de desarrollo para el crecimiento futuro del gran aeropuerto que tendrá Lima con dos pistas de aterrizaje, una torre de control y un solo terminal. El aeropuerto seguirá creciendo en dimensiones e infraestructura para atender las necesidades de más pasajeros. 

En el 2025, también se complementará la “Ciudad Aeropuerto” con áreas comerciales, que albergarán en una primera etapa: un hotel de 4 estrellas, un edificio de oficinas y estacionamientos, una edificación aeroportuaria que complementa la actividad del terminal de pasajeros, así como almacenes aduaneros, centro de transferencias y una planta de combustible. Además, se tienen proyectos futuros para la construcción de un centro logístico para la operación de carga.

LAP ha generado, desde el 2018 que inició el proyecto de ampliación, más de 15,000 puestos de trabajo. La inversión total de la nueva infraestructura aeroportuaria (segunda pista, nueva torre de control y nuevo terminal de pasajeros) es de más de USD 1,600 millones de dólares.